Advierten falta de médicos y medicinas en los hospitales de Puno

Agencia de Noticias Chiclayo (Brennan Barboza Bravo).- La oficina de la Defensoría del Pueblo en Puno demandó a la Dirección Regional de Salud (Diresa) y EsSalud disponer las acciones necesarias para garantizar el abastecimiento de medicinas y la contratación de personal suficiente para asegurar la atención oportuna de pacientes con COVID-19 y con otras enfermedades distintas en el departamento. Ello, tras supervisar el Hospital Regional Manuel Butrón y el Hospital Base III de EsSalud, los días 8 y 12 de agosto, respectivamente.

En el Hospital Regional Manuel Núñez Butrón, que depende del gobierno regional de Puno, se advirtió que en el área de atención no COVID-19 faltaban médicos intensivistas, internistas, cardiólogos, gastroenterólogos, nefrólogos y radiólogos. Asimismo, en el área COVID-19 no funcionaba la Unidad de Cuidados Intensivos por la falta de especialistas, por lo que cuando se necesita de una atención de cuidado crítico, las personas son referidas al Hospital Carlos Monje Medrano de Juliaca.

Por otro lado, se verificó que, el día de la supervisión, 16 pacientes se encontraban hospitalizados en la Unidad de Cuidados Intermedios. De ellos, ocho estaban en pediatría. Además, se constató que dicho hospital ha instalado 22 camas de hospitalización, 2 camas de ginecología y 8 camas UCI, con provisión de oxígeno, para los pacientes COVID-19, pero estas últimas no vienen siendo empleadas por la falta de personal especializado.

En tanto, en el Hospital Base III de EsSalud se advirtió desabastecimiento de medicamentos antibióticos como la benzilpenicilina y otros, situación que trae problemas para el tratamiento de los pacientes. Esta deficiencia es subsanada con préstamos de otras redes y del Ministerio de Salud.

También se verificó que en el área COVID-19 se cuenta con oxígeno para la atención de los pacientes y hay instaladas 20 camas de hospitalización, 12 camas de observación y 6 camas UCI.

“Urge que el Hospital Manuel Núñez Butrón tramite el presupuesto para la contratación de los médicos especialistas que hacen falta para que se garantice la calidad de atención en las áreas COVID-19 y no COVID-19”, sostuvo el jefe de la oficina de la Defensoría del Pueblo en Puno, Jacinto Ticona.

El funcionario recordó que el acceso a los medicamentos es un elemento fundamental del derecho a la salud por lo que demandó a EsSalud garantizar la disponibilidad de estos y otros insumos en la farmacia del Hospital de EsSalud de Puno, así como adquirir aquellas medicinas que están desabastecidas mediante compra local, cumpliendo los requerimientos o necesidades que tienen las personas aseguradas.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *